Crédito Mercantil

Se conoce como crédito mercantil a un costo adicional que se debe pagar por las acciones de una empresa y se relacionan directamente con su valor de mercado.

En palabras más sencillas, resulta un excedente que los inversionistas deben pagar para poder adquirir su participación en alguna firma.

De esta forma, se hace un reconocimiento de los bienes intangibles que posee la compañía que no cuentan normalmente, como la consolidación de una marca reconocida o la buena reputación.

Otra forma de verlo es que los inversionistas hacen un pago adicional que tiene una base en los estados financieros que pueden calcular un estimado del valor total de la empresa.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que existen algunos activos inmateriales por los que los inversionistas quieran pagar más dinero por su participación en la firma. Además, estos créditos pueden ser pagados fácilmente, ya que es posible valorar estos bienes intangibles.

Esto se puede realizar tomando como referencia el valor de la marca y el valor que pueda tener otra compañía que no venta esa marca.

Es decir, si la marca puede revalorizar a otra compañía solo por ofrecer productos de la marca en cuestión, el valor de la compañía creadora puede aumentar para los inversionistas que se quieran ver involucrados.

Esa porción extra de dinero que se está dispuesto a pagar por el valor inmaterial de la empresa es lo que se conoce como créditos mercantiles.

Crédito mercantil adquirido: Fórmula y ejemplo

Se habla de un crédito mercantil adquirido cuando un inversionista realiza un pago extra sobre el valor para así tomar el control de la empresa.

Fórmula:

C. M. A. = (Valor pagado por acción-Valor intrínseco) x No. acciones adquiridas

Para este proceso en específico será necesario registrar en la contabilidad de la empresa el valor estimado del bien intangible reconocido por el inversionista.

Por ejemplo, un inversionista realiza un pago de 150.000 $ donde 50.000 es el excedente para adquirir la mayor parte de las acciones de una empresa.

En este caso, se debe registrar en la contabilidad de la empresa la operación de la siguiente manera:

  • Inversiones 100.000 $.
  • Crédito mercantil adquirido 50.000 $.
  • En caja o Banco 150.000 $.

Sin embargo, este bien intangible puede sufrir depreciación en el futuro por lo tanto el crédito adquirido disminuiría junto con el valor de la empresa.

En este caso, si se acumula una depreciación de 15.000 $ el crédito mercantil adquirido por el inversionista será de 15.000 $. No obstante, lo que se busca con este tipo de crédito es que el valor adquirido se revalorice con el paso del tiempo.

Características del crédito mercantil

crédito mercantil

Para que el proceso se considere un crédito mercantil debe tener las siguientes características:

  • Tienen base en activos intangibles que se pueden desarrollar por cualquier empresa sin importar su tamaño.
  • El inversionista deberá pagar un adicional debido a que espera que en el futuro ese bien intangible genere beneficios.
  • Los activos intangibles suelen ser más valiosos cuando se vinculan al funcionamiento de las empresas. Es decir, cuando corresponda a métodos, procedimientos o estrategias de organización, ya que este tipo de procesos son diferentes y distintivos en cada una de las empresas.
  • Un crédito mercantil no es considerado en la contabilidad de la empresa, a menos que se utilicen recursos para adquirirlo. Es decir, cuando se realiza un crédito mercantil adquirido.
  • Estos créditos representan la capacidad de una empresa para conseguir utilidades en comparación con otras empresas similares. En estos casos no importa si ambas empresas tengan el mismo valor de inversión, una puede destacar más debido al valor de sus bienes intangibles.
  • Es uno de los componentes de una empresa con la capacidad de generar mayores utilidades a futuro. Esto se debe a que es uno de los factores decisivos de las empresas al momento de relacionarse correctamente en las actividades comerciales.

Factores a tomar en cuenta para un crédito mercantil

Si bien, los factores determinantes siempre serán estimados por el inversionista, hay algunos que resultan más significativos al momento de calcular el valor de la empresa. Entre estos factores se encuentran:

  • Calidad de producción.
  • Ubicación del negocio o de la empresa.
  • Buena clientela.
  • Campañas de publicidad o marketing que lo hace destacar.
  • Desarrollo eficiente de la administración.
  • Prestigio de la empresa adquirido con el tiempo.

Cualquiera de estos elementos es tomado en cuenta al momento de formar un crédito mercantil, ya que con el paso del tiempo se busca obtener mejor desempeño y rentabilidad.

Esto hará que la empresa tenga una mejora de efectividad con respecto a sus competidores existentes en el mismo sector.

Califica este artículo
(Votos: 0 Promedio: 0)

¿Logramos resolver tu duda?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *